CAMINO LEBANIEGO

Viaje hacia el interior. El camino Lebaniego.

El Camino Lebaniego es Patrimonio de la Humanidad por la Unesco Es ruta histórica de peregrinación la cual discurre a través de espectaculares enclaves naturales con el objetivo final de llegar a Santo Toribio de Liébana, monasterio que tiene el privilegio de albergar el fragmento de mayor tamaño conservado de la Cruz de Cristo, el Lignum Crucis. El Año Jubilar Lebaniego se conmemora desde 1512 siempre que la festividad de Santo Toribio (16 de abril) coincide en domingo, y se caracteriza por la indulgencia de todos los pecados tras rezar, confesarse y acudir a la misa del peregrino. Se trata de uno de los cuatros lugares santos de todo el mundo, junto con Jerusalén, Roma y Santiago de Compostela, en los que se puede ganar el Jubileo.

Una aventura mística y espiritual.

Hablar del Camino Lebaniego es hacer referencia a una aventura mística, espiritual, en la que no sólo serás capaz de encontrarte a ti mismo para descubrir quién eres realmente, sino que tendrás la recompensa de cruzar increíbles valles, ríos y montañas y encontrarte con un patrimonio arquitectónico de incalculable valor. Cariñosamente abrazada por los Picos de Europa, esta ruta tiene personalidad propia y cuenta con una credencial peregrina particular, conocida como La Lebaniega. Sus peregrinos son denominados crucenos. Además de constituirse como itinerario específico, también cuenta con la particularidad de unir el Camino Francés y el Camino del Norte hacia Santiago de Compostela, convirtiéndose en una encrucijada de caminos. Cantabria se erige así en la única región del mundo por la que transcurren dos caminos jubilares.

Santo Toribio de Liébana, monasterio que tiene el privilegio de albergar el fragmento de mayor tamaño conservado de la Cruz de Cristo, el Lignum Crucis.

El Camino Lebaniego o Camino de Liébana, también conocido como Camino Lebaniego Cántabro, es un ramal del Camino de Santiago de la Costa que permite a los peregrinos acceder al monasterio de Santo Toribio de Liébana, en la comarca de Liébana (Cantabria), lugar en el que, según la tradición cristiana, se conserva el trozo más grande del Lignum Crucis.

Cantabria se erige así en la única región del mundo por la que transcurren dos caminos jubilares.

RELACIONADOS

VIAJE HACIA EL INTERIOR. EL CAMINO LEBANIEGO. ETAPA 1: «DIQUE LA BARRA» EN SAN VICENTE DE LA BARQUERA

DestinoLiebana

VIAJE HACIA EL INTERIOR. EL CAMINO LEBANIEGO. ETAPA 1: SANTUARIO DE LA VIRGEN DE LA BARQUERA

DestinoLiebana

IGLESIA DEL SANTÍSIMO CRISTO EN SANTANDER. VIAJE HACIA EL INTERIOR, EL CAMINO LEBANIEGO.

DestinoLiebana
Esta web utiliza cookies propias para su correcto funcionamiento. Al hacer clic en el botón Aceptar, acepta el uso de estas tecnologías y el procesamiento de tus datos para estos propósitos. Configurar y más información
Privacidad